En este momento nuestra Venezuela atraviesa una situación económica que va más allá de lo macro, no se trata de conceptos básicos o indicadores, teorías, deuda externa, reservas, riesgo de inversión, etc; estamos hablando de la economía de la familia venezolana, la inflación galopa como potro salvaje y día a día nos va quitando la capacidad de acceder a algún bien o servicio que estaba dentro de nuestra agenda familiar, aquello que siempre tuvimos o hicimos y que ahora no alcanzamos.

Debido a esta situación nos hemos visto obligados a decidir que sacamos de la agenda familiar, que sacrificamos para mantener otras cosas, es decir, priorizar gastos para optimizar los insuficientes recursos. En este escenario muchos han pensado eliminar alguna póliza de seguros, asumir directamente el riesgo o auto administrarlo, opción que los deja transitando en la cuerda floja, solo imaginemos la ocurrencia del siniestros en una situación económica que no nos permite afrontarlo, preguntémonos antes de tomar una decisión como esta ¿cómo resolveríamos un problema de salud de uno de los integrantes de la familia? o ¿cómo repararíamos el vehículo dañado? ¿qué haríamos en esos casos?.

Es importante tener presente que la misma crisis ha obligado a las aseguradoras ha crear una variedad de nuevos productos que no existían tradicionalmente en Venezuela, por ejemplo el manejo o incorporación de deducibles en las pólizas, es decir, usted puede asumir el riesgo de su vehículo hasta una suma razonable y desde allí en adelante su compañía asume; o pólizas para siniestros específicos, menos generales, como quien se asegura contra algo muy grave que por lo general sería el riesgo más catastrófico. Estos productos especialmente diseñados para brindar alternativas a los usuarios afectados por la crisis, tienen como característica común que las primas son mucho menores se trata, hay que pagar muy poco por ellas, si bien es válido priorizar, hagámoslo en este caso escogiendo la mejor alternativa, la póliza que podemos pagar, pero nunca asumamos el riesgo total descartando el seguro, el seguro es algo que no puede faltar y mucho menos en la situación actual.