Durante los últimos 13 años Venezuela ha estado sometida a un sistema de control de cambio, el cual progresivamente ha devaluado no solo el valor de nueva moneda, sino también los derechos de los ciudadanos, por ejemplo al libre tránsito.

En la siguiente infografía se aprecia en solo 50 segundos como se ha venido deteriorando la capacidad de acceso y alcance de los venezolanos a las divisas para viajes y compras por Internet: